domingo, 17 de mayo de 2015

Crónica de Explora Commodore 2015

Cartel del evento.
Ayer sábado se celebró en Barcelona, en el Centro Social Fontana de Barcelona, el primer evento Explora Commodore, en el que cientos de aficionados a la retroinformática en general y a los aparatos de la marca Commodore en particular, pudimos disfrutar con algunos de los juegos más míticos realizados para las máquinas de "la gran C" y de paso conocernos entre nosotros en persona.
El salón donde se realizaba el evento, plagado de entusiastas y curiosos de la retroinformática.
He de reconocer que, nada más llegar, el lugar me pareció algo pequeño, pero las numerosas actividades que se organizaron allí (podcast en directo, conferencia, concursos de preguntas y respuestas o adivinanzas, torneos de videojuegos, talleres de reparación de equipos), la buena gente a la que saludar, y la gran cantidad de máquinas expuestas exclusivamente para que los visitantes pudiésemos jugar a grandes clásicos y novedades, disipaban cualquier atisbo de aburrimiento. Más bien al contrario, si hubiese podido, me hubiese quedado más horas.
Una de las estrellas del evento, el mítico Commodore PET 2001, que por cierto fue el mismo que participó en la última campaña de la cadena de restaurantes VIPS.
Como en casi todos estos eventos, había una zona de exposición de máquinas de todas las épocas de la compañía americana, desde las primeras calculadoras (que según me dijo Bieno seguían funcionando) o el mítico PET 2001 (en perfecto estado y encendido, en el que se podía jugar a juegos que explotaban el maravilloso PETSCII), pasando por los clásicos VIC-20, C64, C128, Plus/4, C16 o los equipos de 16 bits de la familia Amiga. También había un curioso Commodore MAX, el ordenador lanzado para el mercado japonés con su particular teclado, o una de las fallidas consolas GS, o el curioso Commodore CDTV de Jeri Ellsworth, un joystick Competition Pro que se conectaba a la tele y que integraba un C64 con 30 juegos. Aparte de algún que otro Commodore tuneado.
Un bonito aunque extraño Commodore Max.
Cerca de la zona de exposición y en la entrada, además de un stand de venta de objetos y ropa con motivos retro, estaba el stand del taller de reparación de equipos, en el que siempre vi algún equipo abierto al que estaban tratando de devolver la vida.
Taller de reparación: llevas tu equipo, le hacen "chick-chack-curado" y a jugar.
Como plataforma invitada estuvo la AAMSX, la Asociación de Amigos del MSX, que también puso varios ordenadores con videojuegos como el Parodius, que pudimos disfrutar hace poco en un #retrosemanaretro. Y desde uno de esos MSX, según me contó Sir Arthur, estaban intentando twittear el evento. Para que luego digan que los ordenadores de 8 bits no sirven para nada en el mundo actual...
Parte del stand de la plataforma invitada, MSX.
Pero la zona que más éxito tuvo, como suele pasar, fue la zona de juego. Varios Commodore 64, Amiga, Amiga CD32 o MSX estaban a nuestra disposición para cargar, algunos mediante inventos como el 1541 Ultimate-II, juegos como Nebulus, Ghosts'n Goblins, Commando Arcade (la nueva y espectacular versión), Bruce Lee II (una novedad de hace pocas semanas), Battle Squadron, el mítico Hunchback, Donkey Kong Jr (otro juego reciente), etc. En esta zona había un C64 con el Tapper para que cualquiera que pasara por ahí echara una partida, registrara su puntuación y participara en el concurso.
¿Hacemos un Power Drift?
Después de comer comenzaron los torneos de Sensible Soccer e International Karate + Gold, la edición especial para 3 jugadores en la que se dispara la diversión, y en los que un servidor pudo participar. El ambiente de camaradería y cachondeo vivido en estos torneos fue sensacional, fueron tremendamente divertidos y animo a cualquiera que asista en un futuro a uno de estos eventos a que se apunte, sea cual sea su nivel de juego, ya que merece la pena participar sólo por el buen rato y el rollo especial que se genera en cada partida. Ah, en el torneo del Sensi inexplicablemente quedé subcampeón (digo inexplicablemente porque mi nivel en juegos de fútbol en los que el balón no va pegado al jugador es... "sensiblemente" lamentable).
La gente de Pixels Mansion trabajando para que los torneos se desarrollen con éxito.
Tras el torneo me hubiese quedado hasta el cierre y más allá, pero tuvimos que salir pitando hacia la estación de Sants para coger el tren de vuelta a casa. Antes de cerrar esta entrada, quisiera agradecer a todos los miembros de la organización y a todos los expositores (no pongo nombres para no dejarme a nadie) todo el esfuerzo realizado, tanto por el tiempo dedicado a coordinar un evento así, como por la generosidad de poner a la disposición de un público muy variado unas máquinas y juegos que aman, con el riesgo de averías, deterioros e incluso robos que ello supone. Muchas gracias y espero que repitáis el año próximo.
Conferencia sobre montaje del MP32C64, aparato que permite que el C64 cargue juegos en cinta desde un reproductor de MP3.
Y de paso mando un saludo a la gente que tuve el placer de conocer (por fin) en persona, como "la voz" Sir Arthur (conductor del podcast Constelación Commodore dedicado a "la gran C"), el siempre solicitado y siempre atento señor Bieno 64 (menuda colección de máquinas y qué gran afán por la preservación), el bueno de Javi Ortiz (no os perdáis el próximo podcast de El Mundo del Spectrum... ni los anteriores), el gran Xuxo, Sikus o Molsupo del podcast Retroscroll (enormes todos), Jordi "Frikiconsolero" y Marcos (espero que vuestro proyecto en Terrasa sea un éxito), la gente de Pixels Mansion (esto son organizadores y no la FIFA, "que n'aprenguin!") y Game Museum (qué animación os currásteis).
Un disputado encuentro del torneo de Sensible Soccer.
Aquí tenéis un álbum con algunas fotos más.


¡¡¡Salu2 y espero volver a veros el año que viene!!!

domingo, 10 de mayo de 2015

Silk Worm y SWIV

En esta entrada os traigo un par de juegos de una misma saga: Silk Worm y SWIV, que según dicen significa Silk Worm IV, aunque que yo recuerde no llegamos a ver la segunda y tercera parte del primero. Un poco lioso, sí. El caso es que son dos grandes juegos, dos frenéticos shoot'em ups que cualquier aficionado al C64 debería probar al menos una vez en la vida. Vamos allá... 

Silk Worm (The Sales Curve, 1989)


Silk Worm, la conversión del arcade homónimo, es un shoot'em up de scroll lateral para uno o dos jugadores (de forma colaborativa) con una serie de peculiaridades que lo hacen especial. De entrada, podemos escoger o bien un helicóptero o bien un jeep (pero no podemos jugar con dos helicópteros o dos jeeps a la vez). Cada vehículo tiene sus características, si bien es más sencillo manejar el primero por su libertad de movimientos por toda la pantalla. El jeep está limitado al suelo, aunque puede saltar obstáculos. Otra característica curiosa es que los enemigos de final de fase aparecerán cuando terminemos con un determinado número de enemigos: en la parte inferior de la pantalla tenemos un contador hexadecimal que cuando llega a 0, hace que aparezca uno de los dos "final bosses" de fase.

Como power ups, contaremos con unos escudos que nos darán inmunidad durante unos valiosos segundos, (o que devastarán todo enemigo presente si son destruidos) y mejoras en nuestro vehículo que obtendremos al destruir a cada enemigo final. Esta conversión, sin llegar al nivel de la de Amiga, es magnífica, y tiene algunos rasgos de gran calidad, como el scroll parallax de unos decorados mayormente montañosos, las detalladas explosiones, unos sprites cuidados o los efectos de sonido. Por desgracia, no cuenta con música durante el juego, aunque sí tiene una genial melodía durante la carga. Quizás en un juego multicarga hubiese cabido la música y mayor variedad de enemigos, pero se le perdona por su alta calidad. Es un gran título que se disfruta mejor en compañía.

SWIV (Storm, 1991)

La teórica cuarta parte del Silk Worm cambia el scroll horizontal por el vertical, y es un juego al que di mucha caña de crío junto con mi hermano: yo cogía el helicóptero como buen jugador regulero que soy, y él se apañaba con solvencia con el jeep. Para mi es uno de los mejores (si no el mejor) shoot'em up de scroll vertical existente para nuestra panera. El desarrollo es similar al de Silk Worm (con 3 grandes enemigos por cada larga fase, dos "gansos" y otro de mayor tamaño), pero tiene una increíble variedad de enemigos: helicópteros, aviones de varios tipos, torretas que lanzan todo tipo de proyectiles, una especie de "satélites" casi indestructibles, tanques, etc. Los power ups también son más variados, y aparte del típico escudo (aquí con forma de esfera de cristal), tenemos unas cápsulas que al ser disparadas permiten elegir entre mayor velocidad, bonus o un utilísimo triple disparo.

Este SWIV para C64 se acerca bastante a la gran versión para Amiga, incluso realiza la carga de los datos de la fase siguiente en segundo plano, mientras jugamos. Tiene un ritmo frenético, fruto de un elevado y en ocasiones exagerado número de enemigos en pantalla, y concede pocos segundos de respiro. Todos sus gráficos, tanto decorados como enemigos, tienen un alto nivel de detalle. Esta versión cuenta con una misteriosa música en la presentación, pero no durante la partida, aunque sus efectos sonoros están muy bien realizados. Un detalle curioso es que algunas fases tienen zonas con agua, en las que deberemos cambiar nuestro jeep por una lancha motora. Y si Silk Worm se disfruta mucho en modo de 2 jugadores, esta opción dispara la adicción en SWIV, proporcionándonos momentos de épica camaradería o de traición a partes iguales.


Ya sabéis, si estáis cometiendo el imperdonable error de no haber jugado nunca a estos dos juegazos, ya tardáis en cargarlos en vuestra panera o en vuestro emulador favorito. Por cierto, a ver después de leer esto los amigos del #retrosemanaretro se animan y votan por uno de estos dos clásicos en un futuro evento twittero. Ahora coged vuestro vehículo favorito y... ¡a por ellos!


Salu2, Paco.

martes, 5 de mayo de 2015

Retrosemanaretro temporal #1

Hola, como el bueno de CommodoreSpain se ha tomado unas merecidas vacaciones del #retrosemanaretro, he pensado que podríamos votar temporalmente aquí usando los comentarios del post. El funcionamiento será como el del #retrosemanaretro de siempre: el juego que obtenga más votos será jugado hasta el domingo que viene. Y el que tenga más puntos... ¡pues enhorabuena! Cerramos plazo mañana miércoles a las 15h para que nos de tiempo para votar.

Mi propuesta:
Parodius (MSX)

Poned vuestros juegos (o votos a juegos de otros) en los comentarios.

¡Salu2 y a votar!